Regreso a clases – “Back to school”

Regreso a clases – Un nuevo comienzo para todos los estudiantes

Si usted tiene niños, finales de julio, y principios de agosto representan que  el verano se acabó. La escuela comienza una vez más para miles de niños en todo el país y debemos alistarnos para el regreso a clases. Hacer la transición de vacaciones a regreso a clase usualmente no es fácil para las escuelas, padres y mucho menos para los hijos; ya sean preescolares o un “senior” de escuela superior.  Durante las semanas previas al comienzo de clases, estimule el interés de su hijo diciéndole lo emocionante e importante que es la escuela estableciendo juntos las metas y objetivos que quieren alcanzar en este nuevo año escolar.

Escuela elemental

  1. Aproximadamente una semana antes del comienzo de la escuela, haga que sus niños vayan a la cama a la misma hora que lo harán cuando comience la escuela. Ajuste la alarma de el reloj despertador para que regreso a clasesse levanten temprano.  Para muchos niños no será fácil regresar a la rutina, luego de haber tenido un verano entero acostándose y levantándose  tarde. Así que la estrategia de comenzar con la rutina una semana antes les será muy beneficiosa.
  1. Procure tener la lista de útiles escolares lo mas pronto posible (la mayoría de los colegios y escuelas la publican en su pagina web, ya el ultimo día de clase) sea diligente al comprar los materiales y suministros temprano. Debe comprar algunos suministros extras para tener en casa siempre por si acaso su hijo los pierde.  Nada es más frustrante que sentarse a hacer la tarea y descubrir que los materiales básicos no están disponibles. Póngale etiqueta a todo, teniendo ya los bultos y mochilas preparados varios días antes de que comience la escuela. Un estudiante bien organizado comienza su año escolar con el pie derecho y listo para aprender.
  1. Si tienes un “Kindergartener”, de una excursión junto a él a la escuela dos o tres días antes del primer día de clase. Esto ayudará a exponerlo a lo que realmente ocurrirá cuando las clases comiencen y puede hacer maravillas para aliviar el nerviosismo del primer día. Si su hijo se muestra particularmente ansioso, pregunte si usted lo puede llevar a visitar el salón de clase por unos minutos antes del primer día. La mayoría de los directores y principales aceptan que los padres, con sus hijos, conozcan el recinto escolar antes del inicio de clases.

Escuela intermedia

  1. Muchos estudiantes de séptimo grado asistirán a una nueva escuela para sus años de escuela intermedia. A menudo, el campus es mucho más grande y puede ser intimidante. Por supuesto, como pre-adolescentes pueden decirle que no están nerviosos, pero usted como padre sí, lo está.  Sugiérale dar un paseo en bicicleta juntos para ver el campus si es cerca de su casa. Esto lo puede realizar en algún momento del mes de julio. Muchas escuelas realizan orientación de todos modos un par de días antes de que la escuela comience, pero valdría la pena un viaje extra sin todos sus compañeros presentes.
  1. Al Igual que en la escuela elemental es importante el tener todos los materiales, en la escuela intermedia tal vez resulta más importante. Ya en estos grados por lo general la mayoría de las instituciones escolares hacen obligatorio el comprar un organizador oficial de la escuela.  Con esta herramienta hará el hábito de comprobar y estar seguro de que las tareas se registran desde el primer día. Además, visite el sitio web de la escuela regularmente, ya que es una excelente manera de participar con el progreso del niño durante todo el año.regreso a clases
  1.  Si su estudiante lucha con los conceptos básicos,  matemáticas o lenguaje, considere contratar a un tutor para algunas sesiones de revisión antes y durante el primer semestre. Si su hijo se destaca con buenas notas, procure el que lo coloquen en una clase acelerada. Las clases para estudiantes con honores son una buena manera para lograr colocación avanzada en la escuela superior que cuentan como créditos universitarios.

Escuela Superior

  1. Averigüe cuándo se llevarán a cabo los exámenes de College Board, PSAT y SAT. Si su estudiante no es bueno al tomar pruebas y exámenes, considere inscribirlo en una clase de repaso y preparación para pruebas. En la medida en que las universidades continúan siendo cada vez mas competitivas, los resultados y puntuaciones de estas pruebas hacen una gran diferencia al determinar el futuro de un estudiante. Asegúrese de registrar a su hijo temprano en el año para tomar las pruebas, ya que puede tomar el examen mas de una vez si no esta a gusto con la puntuación adquirida.
  1. La escuela superior presenta muchas distracciones extracurriculares así que debe de estar atento al itinerario social de su hijo. Hay una tremenda cantidad de libertad en la escuela superior al punto de que los estudiantes más académicamente dotados pueden ser distraídos por todas las cosas que se asocian con la adolescencia. Es muy importante establecer un toque de queda para las noches de escuela y limitar la cantidad de tiempo que es invertido en un trabajo a tiempo parcial, y supervisar su participación en los deportes.
  1. Si su hijo o hija es “senior” y va rumbo a la Universidad, el empezar a hacer su investigación desde el primer semestre le será beneficioso.  Asegúrese de asistir a las noches de universidad que patrocinan muchas escuelas superiores . Oriéntese al saber lo que se espera en las aplicaciones de la universidad. Hoy día ya no es un proceso simple como lo era para los “baby boomers” y la generación X. La oportunidad de entrar a una universidad de prestigio depende del promedio de notas,  de los resultados de las pruebas, un ensayo formal, horas de trabajo voluntario y selección de ciertas clases en la escuela superior. Estos factores son tomados en consideración por toda universidad hoy día,  con el propósito de ayudarle a usted y su estudiante en seleccionar la universidad que sea correcta.

En resumen, independientemente de la edad y el grado de sus hijos, en su regreso a clases lo importante como padres es participar activamente en el proceso. Mantenga su entusiasmo en todo momento, sea paciente al brindar apoyo y siempre recuérdele a sus hijos que el estudiar es la mejor manera de aprender, de prepararse para la vida y de construir un mundo mejor.